Cómo hacer una guitarra de cartón para niños

como-hacer-una-guitarra-de-carton

Guitarra de cartón fácil

Hoy en día tenemos un gran número de oportunidades para hacer que los niños más pequeños de la casa se entretengan, bien sea comprándoles un juguete o haciéndolo por nuestra cuenta con una manualidad DiY, que al final son los que más suelen gustar. En esta entrada queremos enseñarte cómo hacerles una guitarra de cartón pero que les encantará por los sonidos que hace.

Crear una guitarra de cartón es una actividad perfecta para fomentar la creatividad y la música en los niños. El cartón, por su versatilidad y fácil manejo, se convierte en el material ideal para este tipo de proyectos. Además, es una excelente manera de reciclar y enseñar a los más pequeños la importancia de reutilizar materiales. La sencillez del diseño permite que incluso los niños participen en su construcción, haciendo que el proceso sea tan divertido como tocar el instrumento terminado.

¿A qué niño pequeño no le gustan los instrumentos musicales? Con esta guitarra podrá dar rienda suelta a su imaginación y disfrutar un buen rato tocándolos, tanto si lo hacen solos como si están acompañados de sus amigos y otros instrumentos caseros.

Para su elaboración tan solo se necesitan unas cuantas cosas como una caja de cartón, un cutter, unas cuantas gomas elásticas y un tubo de cartón para que haga de mástil y el peque pueda sujetar mejor esta original guitarra casera.

Lo primero que tenemos que hacer es hacerle un agujero central a una caja de tamaño pequeño, podemos marcar el contorno pasando un lápiz por el contorno de un vaso y después, con cuidado, ir haciendo el agujero con el cutter hasta que quede completamente redondo.

A cada lado de la caja haremos tantos agujeros pequeños como gomas tengamos. En este caso, cuatro. Pasaremos las gomas por los agujeros y haremos un pequeño nudo en cada una por dentro de la caja. Para que el pequeño pueda sujetar mejor la guitarra, podemos pegar el tubo de cartón en uno de los laterales de la caja para que haga la función de mástil y al niño o a la niña le resulte mucho más fácil tocar la guitarra.

Como has visto el proceso es muy sencillo y no hay problema en que con el uso se acabe gastando o rompiendo, es tan fácil e hacer que podrás hacer otra en cuestión de minutos e ir probando alternativas diferentes como ponerle las cuerdas desde el mástil hasta la caja, pintando la guitarra o todo lo que se te ocurra.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *